【Impacto del COVID19 en la agricultura canaria】⇨Agroingenia Canarias

Sin duda, la pandemia ocasionada por la expansión del coronavirus dejará paso a una crisis sin precedentes. Sus consecuencias ya son tangibles, especialmente en sectores como la Agricultura en Canarias. Hoy, queremos hablar del impacto del COVID19 en la agricultura canaria.

La hibernación de la economía ha servido para frenar la expansión del denominado COVID19, pero también ha frenado el propio crecimiento económico. ¿Cómo afecta esta situación a las islas Canarias? Vamos a conocer el impacto del COVID19 en la agricultura canaria de mano de el Ingeniero Agrónomo. 

 

El impacto del COVID19 en la agricultura canaria: el mercado laboral

Si observamos los datos que ofrece la Seguridad Social, el mes de Marzo finalizó con 51.051 parados más, sólo en las Islas Canarias. Esto se traduce en un descenso del 6,2% de afiliados, respecto al mes anterior. 

Datos que pueden ser consecuencia de la paralización del sector turístico y los servicios, ambos fundamentales en la economía canaria. Esto, contrasta con la situación del sector agrícola canario, esencial durante la pandemia. 

Y es que, con los datos en la mano, podemos ver cómo el parón en la hostelería y los servicios ha generado un descenso de 8.600 afiliados a la Seguridad Social, aproximadamente, en Marzo. 

Mientras tanto, el sector primario no para. La agricultura canaria seguía trabajando para abastecer los mercados. El sector agrario de las islas sólo perdió 217 empleados en Marzo. 

 

impacto del covid19 mercado laboral canario

 

En general, la situación de aproximadamente la mitad de los canarios ha cambiado. En la mayor parte de los casos, los trabajadores se encuentra en situación de ERTE (expediente de regulación temporal de empleo). 

Por otro lado, algunos Canarios han tenido que hacer frente a la no renovación de sus contratos, debido a la crisis del coronavirus. Alcanzando así, la tasa de desempleo, un nivel de crecimiento por encima de la media: un 9,53% en las Islas Canarias.

Si tenemos en cuenta, los recientes datos del mes de Abril, las Islas Canarias se sitúan en el TOP 3 de comunidades con mayor impacto en el nivel de desempleo. Alcanzando los 254.981 desempleados, en total mensual.

Esto equivale a un aumento del 12,01% respecto al mes de Marzo. Es decir, 27.347 parados más durante el mes de Abril.

Sin embargo, la situación de la agricultura en Canarias, así como en el resto de España, empeora debido a la pandemia. 

 

Aumentan los costes de producción en el sector agrícola 

La llamada crisis del coronavirus ha puesto en jaque a toda la economía mundial. Si bien, la paralización de toda actividad no esencial era necesaria para reducir la propagación del virus, las actividades esenciales están expuestas a una mayor tensión

Sectores como la distribución de alimentos y la agricultura cobran mayor relevancia con la crisis sanitaria. De ellos dependen nuestras necesidades básicas. Por ello, son los ámbitos que han sufrido en menor medida las consecuencias de la pandemia

Sin embargo, el coronavirus ha evidenciado las carencias del sector agrícola, fuertemente dependiente de mano de obra extranjera. 

La emergencia sanitaria ha obligado a reducir la movilidad, es decir, el desplazamiento de personas, incluso, entre diferentes provincias o comunidades de un mismo país. 

 

agricultura canaria

 

De hecho, producir frutas, hortalizas y verduras es, ahora, hasta un 30% más caro. ¿Por qué? Principalmente, han aumentado las inversiones en seguridad laboral (recuerda que estamos obligados a usar mascarillas, guantes y mantener una determinada distancia social para evitar contagios). 

Por otro lado, se han incrementado los gastos en concepto de transporte y, en muchos casos, las cosechas no se pueden recoger por falta de temporeros. 

Además, debemos tener en cuenta el cierre de hoteles, bares y restaurantes ya que la mitad de la producción, de los agricultores canarios, encuentra al consumidor final en estos puntos. Se estima que los productos menos duraderos, ahora, se venden menos

En este sentido, se ven afectadas cosechas como el tomate o la lechuga, y otras verduras de hoja. 

En el mismo sentido afecta el cierre de mercados municipales, por la falta de medidas de protección en su mayoría. Lo que obliga a los agricultores a depender aún más de las grandes cadenas de distribución. 

 

El COVID19 empeora la mala situación que atravesaba el sector agrícola canario 

La crisis sanitaria se ha convertido en otro problema que afrontar para la agricultura canaria. Recordemos que, a finales del mes de Enero, agricultores de diferentes zonas de la Península Ibérica se manifestaban ante la falta de rentabilidad de sus explotaciones agrícolas

La crisis del campo en Canarias se vió marcada por los bajos precios que reciben la gran mayoría de productos agrícolas en origen y la falta de competitividad del mercado español frente a otros productos extranjeros, como el marroquí. 

Durante el pasado año 2019, la renta agraria disminuyó un 8,6%. De hecho, durante el presente año 2020 es indudable que este concepto se verá afectado debido a la emergencia sanitaria. 

Por ello, los agricultores siguen luchan por medidas que les permitan obtener un mínimo margen de rentabilidad, para no verse obligados a cerrar sus explotaciones. 

 

ingeniería agronómica

Medidas para paliar las consecuencias económicas de la pandemia

Durante el mes de Abril, la Consejería de Agricultura, Ganadería y Pesca del Gobierno de Canarias pedía medidas personalizadas a las necesidades económicas de las islas, tanto al Gobierno de España como a la Unión Europea. 

Y es que, una situación tan excepcional, como la que estamos viviendo, requiere de medidas excepcionales. Las autoridades españolas piden, a la Comisión Europea, una intervención urgente tanto en la ganadería (especialmente, ovina y caprina), en el sector pesquero como en la que conocemos como flor cortada y plantas ornamentales. 

También, se plantea la puesta en marcha de subvenciones y ayudas para retirar cosechas que no sean rentables durante la crisis, es decir, aquellas que conlleven una pérdida de facturación.

Debes saber que, el Gobierno de España, ha aprobado medidas por las que aquellos agricultores que están pagando préstamos, adquiridos para hacer frente la sequía del año 2017, podrán llegar a un acuerdo, con los bancos, para prolongar el periodo de amortización. 

Es decir, podrán pactar lo que se denomina un año de carencia. En este sentido, el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación del Gobierno de España se hará cargo de los avales. 

Son datos que al menos, deben ayudar a empujar y seguir apostando por el sector primario en las islas. Puede que tengas algún proyecto empresarial o de ingeniería en mente, y es ahora cuando no hay que parar. Ponte en contacto con nosotros para conocer cómo puedes hacer, acogiéndote a nuestros presupuestos competitivos.¡Esperamos tu llamada!

 

Si te ha gustado, comparte! Así conseguirás que otros usuarios disfruten también de este artículo.
Simple Share Buttons